¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas? (Blade Runner), de Philip K. Dick

12:30:00

Fotograma de la película Blade Runner (1982)
Dejadme que abra con una reflexión/pregunta, que además seguramente sea la mejor forma de resumir mi opinión sobre ¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas?. Me da mucha pena cuando una adaptación cinematográfica me gusta más que el libro en el que se basa; me da tanta pena que me resisto a decirlo en voz alta, porque siento como si le estuviera lanzando un ladrillo a la cara al escritor. Escribir una novela da tanto trabajo, tantos quebraderos de cabeza, y, normalmente, se saca tan poco dinero de ella en comparación con una película, que me parece especialmente cruel decirle al escritor que, encima de todo, el tío que se ha forrado con su historia haciendo menos trabajo también lo ha ganado en calidad. Eso tiene que doler. ¿A vosotros no os fastidia cuando os sucede eso?

Pues esto es lo que me ha pasado con la novela de Philip K. Dick, convertida en un clásico del cine de ciencia ficción de los años 80 por Ridley Scott bajo el título de Blade Runner. Y por lo que he leído en los comentarios del repaso de septiembre, casi todos los que la habéis leído estáis de acuerdo conmigo.

Vayamos por partes. ¿cuál es el argumento del libro? Es casi parte de la cultura popular, pero, para quienes no lo conozcáis, narra la historia de Rick Deckard, un hombre que vive en una Tierra futura y distópica y malvive a base de dar caza a androides que se hacen pasar por humanos. La situación se complica con la aparición de un nuevo modelo de androides cuyo parecido con los humanos roza la perfección, y que además están a su vez dispuestos a matar a Deckard y a cualquier otro mercenario que los persiga para salvarse.

¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas? es un clásico del género y plantea con bastante acierto una especie de drama existencial sobre el concepto de ser humano y el enfrentamiento entre lo natural y lo artificial. Si la tecnología crea un ser tan parecido a nosotros que se necesita a un experto y un test especial para detectar que es un androide, ¿sigue siendo un mero producto tecnológico? ¿En qué momento se convierte en humano y adquiere la libertad que todo humano debería tener? 

Como me ocurre siempre con la ciencia ficción, las cuestiones que plantea la novela me encantan (de hecho, he leído el libro precisamente porque estoy escribiendo algo de temática similar), pero todo lo demás me falla. Los personajes me dejan frío, no consigo conectar con ellos ni que me importen. En cuanto a la ambientación, es bastante escueta. Y aquí vuelvo al tema de la adaptación: estaría bien si no hubiera visto la película. Pero, una vez vista Blade Runner, la ambientación de la novela se queda muy lejos de esa estética medio de cine noir medio cyberpunk tan envolvente que tiene la película y que es, en mi opinión, lo mejor de esta.

En definitiva, me duele decirlo, pero creo que la adaptación de Ridley Scott es más atrayente que el libro en cuanto al mundo que recrea y, por qué no, también me parece que hace más interesante el argumento de Philip K. Dick, jugando a la ambigüedad con el personaje de Deckard y dándole a todo un aire más de tragedia griega. A pesar de todo, en sí misma, ¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas? también puede ser una lectura interesante.


★★★

31 comentarios

  1. ¡Hola!

    Me pasó exactamente lo mismo que a ti. En fin, que una película me guste más que el libro me pasa y no me avergüenza decirlo, porque aunque el libro lleva muchísimo trabajo, hacer una buena película también tiene su mérito y su esfuerzo y por eso no me avergüenza decir que me gustó más la película del libro.

    Lo que a mí me da pena es cuando el libro me decepciona tan enormemente como me pasó con este. En fin, vi la película superior en todos los aspectos, y me parece que la forma en que cambiaron la historia fue un auténtico acierto, porque el libro me dejó bastante indiferente y vi la trama muy desaprovechada.

    ¡besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hombre, en este caso me duele un poco menos, porque a Philip K Dick no le fue mal tampoco con la literatura, pero cuando es algún escritor que tampoco tiene mucho éxito y luego encima sacan una película que mejora su libro y tiene mucho éxito... No sé, paranoias mías XD.

      Eliminar
  2. Pues curiosamente a mi tanto película como libro me parecieron inmensos. Diferentes, cada uno con una identidad propia, pero ambos me encantaron.

    Besoos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hum, a mí encantarme, ninguno. Diría que me han gustado ambos, solo que la peli tiene el matiz de que me gustó "bastante" en su día.

      Eliminar
  3. ¿Y qué infierno se nos reserva para los que nos encantó la peli y cuando cogimos el libro lo dejamos porque parecía un peñazo? Fue hace muchos años y era joven e inexperta, pero abandoné el libro al poco tiempo porque me aburría bastante. Soy lo peor, qué le vamos a hacer, pero al menos así te puedes sentir mejor (??)

    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si ese infierno existiera, yo ya viviría en él de continuo. Me ha pasado con taaaantos clásicos de la cifi...

      Eliminar
  4. Hola, Jorge.

    Yo pienso exactemente al revés, creo que la novela se come al libro, pero para gustos los colores.

    Eso sí, me parece que ambos son grandes productos —y muy distintos—.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Distintos son un rato, y supongo que dependerá de que valores más como lector/espectador. A mí me convenció más los temas que trata la peli, o cómo los trata.

      Eliminar
  5. Bueno, resulta que soy de esas pocas personas (tal vez la única, vaya a saber, seguro hay alguien más por ahí) que ha leído el libro sin ver la película. Y la verdad es que, por la forma en que cambian ciertos asuntos (el significado de la relación de Rachael Rosen y Deckard, por ejemplo) no me dan ganas de ir a buscarla. Debo ser una sacrílega, jaja, pero es lo que siento y seguro haya alguien más en el mundo que piense lo mismo. No sé si hay mejor o peor, supongo que es una simple cuestión de gustos y de qué es lo que llega a nosotros primero.
    Muy interesante el post.
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues oye, si disfrutaste el libro y no te llama la película, pasa de ella, que tampoco es que sea la mejor peli de la historia. Sí, supongo que influye mucho cuál llegue primero.

      Eliminar
  6. Te entiendo perfectamente. Odio tener que reconocer que una adaptación es mejor que un libro... Aunque, gracias a los dioses, eso ocurre muy muy pocas veces. En este caso ya sabes que no puedo opinar. Ni he leído el libro ni he visto la película (aunque conozco la escena del final, que siempre me ha puesto los pelos de punta). Así que ya te diré si me pasa lo mismo o no... que tengo intención de ver la película también en cuanto lo termine ;)
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues en cuanto la veas, me cuentas :) Es una peli bastante guay.

      Eliminar
  7. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  8. Buff, yo creo que igual leere el libro antes de verla pelicula porque es mi orden estricto de hacer las cosas :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es el mejor orden, desde luego, aunque a veces no se puede evitar :P

      Eliminar
  9. A mi también me gusta más la película que el libro, pero no se puede negar que es una lectura profunda y reflexiva.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que el problema es precisamente que a mí me pareció más profunda la peli por como juega con la ambigüedad del asunto y las relaciones.

      Eliminar
  10. Llegué aqui desde el blog de Viento Polar al ver el título de este post. Justo ahora estoy leyendo esta novela y me está pasando lo que no me suele pasar: cuando veo primero la película y leo luego el libro, no suele ocurrir que la película deje de gustarme, mientras que si es al revés, suelo ver muchos fallos a la adaptación. En este caso creo que cuanto más leo, peor adaptación me parece la película y más fallos le veo XD Lo que quiero decir es que me está encantando la novela, que la veo riquísima y genial, y que la película desaprovecha mucho la novela, quedándose con una pequeña parte.

    En fin, aún no lo he acabado, ya veremos. Y cuando lo haga, volveré a ver la peli, a ver. :)

    Un saludo ^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como adaptación, desde luego que es muy libre en muchos aspectos, pero hay veces que yo casi prefiero eso, dos versiones diferentes. Me alegro de que te esté gustando tanto la novela :)

      Eliminar
  11. ¡Hola!
    Estoy totalmente de acuerdo contigo. Y, joe, es verdad, qué pena pensar que una adaptación sea mejor que la novela que tanto te has currado, pero, bueno, qué se le va a hacer.
    Blade runner es increíble, qué ambientación y que rollo tiene^^
    Y cada vez que la veo me gusta más, estuve hace unos meses en una remasterización que hicieron con ronda de preguntas y un experto en la película, y fue genial. Nos regalaron hasta un póster gigante que espero enmarcar algún día (es tamaño colchón...).
    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Rollo es la palabra. Tiene rollo para regalar, y quizá eso es lo que eché en falta en la novela.

      Eliminar
  12. No he visto la película en la que se basa el libro (y no me lo explico, que Harrison Ford siempre ha sido mi punto débil) ni he leído ¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas?, pero definitivamente quiero hacer lo último antes y disfrutarlo más que yo también sufro si me gusta más la adaptación. Eso sí, creo que hacer una película y escribir un libro demandan igual trabajo. ¡Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues anímate, que el libro es muy corto y se lee en un suspiro ;)

      Eliminar
  13. Ni he leído el libro ni visto la peli pero lo quiero hacer. Seguramente primero leeré y después veo la adaptación, principalmente porque también odio cuando la peli me gusta más, así, aunque ésta me termine gustando más que el libro es posible que la lectura no sea decepcionante.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, mejor en ese orden, creo yo. El libro está bien, eh, que no parezca que no, pero en mi caso quedó un poco empañado por la película y las expectativas que llevaba.

      Eliminar
  14. Yo la tengo como lectura pendiente, no me había planteado ver la película, pero he cambiado de idea ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues que disfrutes mucho tanto el libro como la peli, Laura :)

      Eliminar
  15. Voy a conseguirme el suicidio social y a decir que no tenía ni idea de la relación entre libro y película y que ahora nada me llama mucho especialmente, aunque si tengo un día inspirado cuando esté de vacaciones, me veo la película :)

    Nea.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hombre, es que con esos títulos tan diferentes no es fácil ver la relación. Ya me contarás si te gusta ;)

      Eliminar
  16. ¡Hola!
    Lo cierto es que aún no me he puesto con K. Dick aunque estoy deseosa de hacerlo. Y por otra parte, este es el que menos me llama o.o
    Creo que cuando tenía unos 10 años o cosa por el estilo mi padre la puso y yo me sumé. Y a los quince, veinte minutos me fui a mi habitación porque no pude con la película. Tengo la esperanza de que si me pongo con el libro y luego con la peli, ambas me terminarán gustando. Eso espero. Ya se verá que tal.
    Un beso :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si te digo la verdad, también era el que menos me llamaba de K. Dick, pero al mismo tiempo me parecía el más asequible para mí (más aún habiendo visto la peli)... Le tengo el ojo puesto a El hombre en el castillo, aunque me da miedito.

      Eliminar