Mis heroínas literarias

12:30:00

Hace un par de eras glaciares hice una entrada con mis heroínas televisivas, porque tenía el día rebelde y no me apetecía escoger a las literarias. Hoy quiero enmendar aquello y vengo a alabar (y en algunos casos defender contra los haters) a cinco señoritas de la literatura que me robaron el corazón en su día.

Aviso de que la palabra heroína está usada con mucha laxitud aquí. Entendamos como heroína a todo personaje femenino con un mínimo de importancia en la historia y que no sea la antagonista.

Mis elegidas son:


5. (Señorita) Lizzy Bennet, de Orgullo y prejuicio


Elección poco original donde las haya, pero era inevitable. Tenía que meter a una heroína austeniana en la lista sí o sí, y aunque Persuasión me gusta tanto como Orgullo y prejuicio y siempre me cuesta decantarme por uno de los dos libros, el carácter de Lizzy me gusta mucho más que el de Anne. Es inteligente, vivaracha, apasionada con las cosas que le importan y además tiene un punto de adolescente rebelde y contestona que sí que tiene mucho de heroíco para la protagonista de una novela de Regencia.

Debe de quedar muy poca gente que no conozca a Lizzy, pero si sois una de esas personas, tenéis que ponerle remedio cuanto antes. Además, Orgullo y prejuicio siempre me ha parecido el libro de Jane Austen más asequible para todo tipo de lectores.


4. (Princesa) Maria Bolkonskaya, de Guerra y paz


Me ha costado (casi me ha dolido físicamente) tener que escoger entre ella y la Rostova, igual que me pasó a lo largo de toda la novela. Mientras que Natasha Rostova es un personaje lleno de vida y que te arrolla desde la primera página, Maria es de esos que empiezan en un segundo plano, al principio no te importan, pero van haciéndose un hueco en tu corazón con cada escena en la que aparecen. Es una corredora de fondo y, para cuando llegas a la página mil y pico de esta obra mastodóntica, Maria es uno de los personajes para los que más deseas un final feliz.

Maria es la clásica buena persona, sin matices. Es verdad que quizá sea un personaje demasiado cliché con su religiosidad y rodeada de familiares (e institutrices, cof, cof) que se aprovechan de su bondad y hacen de su vida un sacrificio continuo.

No es guapa ni tiene una personalidad que llame la atención, más bien es una muchacha tímida e insegura que se da a los demás porque cree que eso es lo único para lo que sirve, que nunca encontrará nadie que la quiera ni podrá formar una familia. Pero a medida que van pasando las páginas, el personaje va creciendo y enfrentándose a situaciones muy complicadas sin perder su buen corazón, y eso siempre es meritorio.


3. (Princesa) Laurana Kanan, de Crónicas de la Dragonlance


Laurana es mi Sansa de los trece años. He perdido la cuenta de con cuánta gente del fandom me pegué (figuradamente) en mi adolescencia defendiendo el buen nombre de la elfa más mimada de Crónicas de la Dragonlance, y no me arrepiento. Tanto es así que lo digo bien alto aunque me busque enemigos: Laurana es el mejor personaje de la trilogía, y ni siquiera Raistlin le llega a la suela del zapato (aunque es el que más se acerca).

Tengo esta trilogía muy olvidada y nunca encuentro el momento para releerla, pero sí recuerdo que el segundo volumen, La tumba de Huma, ES Laurana, sobre todo la segunda mitad. Aquí la niña mimada del primer libro, que había crecido protegida de todo en la idílica sociedad élfica, conoce de primera mano la crueldad del mundo exterior y no solo no se achanta, sino que se crece ante las adversidades. Un personajazo que además evoluciona una barbaridad a lo largo de la trilogía, al contrario que la mayor parte de sus compañeros.

Si no habéis leído esta trilogía clásica del género fantástico, os la recomiendo muchísimo. Es posible que pierda cierta magia si no se lee con trece o catorce años como hice yo, pero estoy convencido de que sigue aguantando el tipo mejor que otras obras fantásticas del mismo estilo, llamémoslo tolkiano.


2. (Miss) Scarlett O'Hara, de Lo que el viento se llevó


Ya sé, ya sé, Scarlett heroína... Es egoísta, es déspota, violenta, desagradecida, interesada, manipuladora, clasista, racista (aunque esto tiene que ver más con la sociedad en que se ha criado que con ella) y así hasta llenar varias líneas de adjetivos. Pero también es una superviviente como no he leído ninguna, una fuerza de la naturaleza que no se detiene ante nada y que sería capaz de cualquier cosa (creo que podemos decir que literalmente) por seguir viviendo, aunque sea en las condiciones más precarias.

Scarlett no entiende lo que es rendirse, se enfrente a lo que se enfrente. Solamente por eso, a mí ya me tiene ganado. Los personajes supervivientes son mi debilidad, siempre lo han sido, y Scarlett es el paradigma de la supervivencia. Además, a medida que la vamos conociendo, empezamos a comprender mejor cómo funciona y vemos que sí que tiene un corazón. Si no que alguien me diga cómo es posible que no mandara a freír espárragos a todas esas rémoras que la rodeaban en su vida. Siendo la mayor egoísta del universo, Scarlett se sacrificó más de lo que haríamos cualquiera de nosotros por sacar adelante a una pandilla de inútiles (salvo Miss Melly y Mammy, obviamente) que no le aportaban nada. Así de contradictoria es la O'Hara, personajazo mayúsculo donde los haya.


1. (Lady) Sansa Stark, de Canción de hielo y fuego


Abandoné la adaptación televisiva de esta saga en la cuarta temporada y sé que la trama de Sansa ya no tiene nada que ver con la de los libros, pero confieso que he disfrutado mucho esta semana cuando al menos media docena de personas me han escrito para pedirme perdón por todas las veces que estuvieron a punto de saltarme los dientes por defender tanto a Sansa.

Sansa es un combo de Laurana + Scarlett. Igual que la primera, fue criada entre algodones y por esa razón era todavía una cría ingenua cuando se enfrentó al mundo real, y como la segunda, es una superviviente. Con el personaje de Sansa, Martin ha hecho (o está haciendo, bueno) un retrato insuperable de la pérdida de la inocencia y el fin de la infancia. El arco argumental de Sansa es una novela coming-of-age en toda regla, y ya sabéis que ese es otro de mis fetiches literarios.

Sansa es comparada continuamente con su hermana Arya, dos años menor, otro personajazo de Martin. Los defensores de Sansa siempre hemos dicho que ambas son supervivientes en su estilo y dentro de sus posibilidades, y que ninguna desmerece a la otra (de hecho, siempre he pensado que si se intercambiaran las tramas, ambas habrían muerto antes de acabar el segundo libro). Pero Sansa es más nuestra, se siente más real. O por lo menos, en su lugar, mi yo de once años siempre estaría más cerca de actuar como Sansa que como Arya.

Cuanto más conozco a los personajes de Canción, más me gusta Sansa. No solamente por su evolución (que es de las mayores de la saga), sino por el modo en que lo ha hecho. Sé que mucha gente no opinará lo mismo, pero en un lugar tan hostil como Poniente, la forma de enfrentarse al mundo de Sansa me parece mucho más admirable y valiente que la de Arya o cualquier otro de los personajes. Sansa no solo ha sobrevivido a cinco libros terribles, sino que lo ha hecho manteniendo más o menos intacta su humanidad. Sansa aún es compasiva, aún confía en la bondad del género humano y, con reservas, tiene su corazón abierto a los demás. Para mí, eso la iguala en valentía al guerrero más fiero de Poniente.

Y sí, es un poco pava y caprichosa a veces, pero a los fans nos gusta así.


#AUTOBOMBO: Sí, sí, lo sé, esta entrada parece que no se acaba nunca, pero juro que ya estáis llegando al final de verdad. No quería desaprovechar la ocasión para hacer un anuncio y un recordatorio referentes a moi (egocentrismo al poder). A saber:

  • El anuncio: Si alguno/a sois de tierras astures o da la casualidad de que pasáis por aquí, os informo de que este sábado día 2 de julio, a las 19:00h presentaré mi novela Monstruos en la Librería-café Santa Teresa de Oviedo (Calle Covadonga 11). Me presentará mi divertidísima compañera de editorial y también escritora Carmen Amil (@CarmenAmil). Lo iré recordando por Twitter esta semana, pero la primicia es para los lectores del blog, faltaría más. Así que lo dicho: si os pilla cerca y no tenéis plan mejor para la tarde del sábado, yo encantado de conoceros.
  • El recordatorio: Además de presentación de la novela, tenemos un sorteo activo en Twitter desde hace un par de semanas. El plazo para participar termina este jueves día 30. Para participar solo tenéis que seguirnos en Twitter a mí (@jorcienfuegos) y a la editorial (@EscarlataEd) y hacer RT al tweet del sorteo, que lo tienen destacado en la cuenta de Escarlata para que esté bien a la vista. Y si no tenéis Twitter, ya lo siento, pero intentaré hacer pronto otro sorteo, quizá a través del blog, para que nadie se quede sin oportunidad por estar fuera de las redes sociales.

Y ahora sí que sí, ¡el final de la entrada! Si habéis llegado hasta aquí leyéndolo todo sois más guapos que Charlie Hunnam y más majos que Amy Poehler.

Ahora es cuando me contáis cuáles son vuestras heroínas literarias en los comentarios. Y si queréis despotricar sobre Sansa y/o Laurana, #challengeaccepted. Maria y Lizzy no, eh, que son buena gente. Y Scarlett es una arpía, eso no os lo vamos negar ni ella ni yo.

20 comentarios

  1. A mí lo que me pasa con Sansa es que la veo una pelmaza. De hecho, esa evolución de la que hablas es prácticamente inexistente en los libros y más bien un producto de la adaptación televisiva. Por otra parte, si ese es el camino que va a seguir la Sansa de los libros, yo firmo. #TeamArya forever.

    Que vaya muy bien la presentación!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me uno a zub porque prefiero a arya XD

      Eliminar
    2. Que no, Sub, que no. Que Sansa va a reinar si Martin no se nos queda por el camino, aunque su trama sea diferente a la de la serie (por lo que tengo entendido).

      Y como dato, espero que la de Arya también sea diferente, porque me gustaba mucho el descenso a los infiernos que parecía que le estaba preparando Martin. Arya también mola mucho.

      Eliminar
  2. Sólo puedo concordar con los personajes de Lizzy Bennet y O'Hara, que son los que conozco de los que muestras y, ambos casos, me encantan muchísimo <3

    Interesante post.
    Nos leemos.
    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
  3. Me gustan mucho tus heroínas, incluida Sansa. Este fin de semana he estado viendo la miniserie del 95 de Orgullo y prejuicio y no hacía más que pensar "qué cabrona eres Lizzie, métele más caña" xDD Estoy pensando MUY seriamente en volver al libro porque es uno de mis favoritos. Persuasión no me gustó tanto porque llevo muy mal que los personajes se dejen influenciar por el resto >.<
    No he leído (ni visto) Guerra y Paz, pero es uno de mis candidatos de recámara si termino con los tres que me he propuesto :3
    Buah, Laurana. Hace mil años, sin exagerar, que leí la trilogía de la Dragonlance y no me acuerdo de NADA. Recuerdo al prota mestizo y poco más. Bueno, sobre la señorita Scalatah no tengo mucho que decir y respecto a Sansa, si el personaje sigue la línea del de la serie puede acabar bien (o muy mal). Nunca me ha llamado especialmente la atención y creo que tiene una flor en el culo porque muchas cosas le vienen regaladas (sé que a muchos otros también, Nieve por ejemplo).
    Y en cuanto a mis favs, haciendo un repaso muy rápido: Jane Eyre, Calpurnia Tate (es que me derrito de amor cuando miro los libros), Quintana of Charyn, Sonmi (El atlas de las nubes) y seguramente una cuantas más que me dejó por ahí :P
    Me pilla muy lejor para ir a verte y que me firmes una teta jajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí Persuasión ya te digo que <3, pero no por Anne, que la pobrecita me parecía un poco difícil de aguantar a ratos.

      G&P mola mucho. Hay mucha paja, mucho Napoleón que es para leer en diagonal y al final el hombre se pone pesado con alguna trama, pero la historia y los personajes absorben, sobre todo en la primera parte.

      El de Quintana quiero leérmelo (bueno, la saga) y Jane Eyre lo leí hace mil y no es que me acuerde de mucho (de nada), pero no me parece que me llamara la atención el pj. A los demás no los conozco :(

      Eliminar
  4. Hola, aquí la desmemoriada de turno.
    Sí, lo sé, no tengo perdón. Se me olvidan muchas cosas de los libros, entre ellas los nombres de los personajes. Me apunto a una relectura de las crónicas de la Dragonlance, porque me he comprado las Leyendas y no me acuerdo de nada.
    Voy a hacer memoria y te diré unas cuantas heroínas y supervillanas.
    Yo soy muy fan de la mala malísima de Cersei Lannister. No sigo la serie, pero sé cómo ha terminado esta temporada y olé ella. Espero que en los libros termine igual o mejor.
    Me está gustando el personaje de Vin en Nacidos de la bruma; me queda por leer el tercero, pero seguro que molará todavía más. También me gustó la coprotagonista del Rithmatista, porque me recordó a una Luna Lovegood (otra que tal para la lista) pero con magia de tiza.
    Pero el puesto número uno se lo lleva Yaya Ceravieja, del Mundodisco. Qué mujer, qué bruja. Todas las mujeres de este mundo valen su peso en oro, pero Yaya es Yaya, y punto.
    Mucha suerte con la presentación. ¡Ya nos contarás cómo ha ido!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tranqui, yo soy MUY desmemoriado también. De los nombres me suelo acordar, pero se me ha llegado a olvidar el argumento completo de un libro leído en un mismo año XD.

      Cersei a mí me gusta mucho, pero también te digo que, por lo menos las temporadas que vi de la serie, me dio la impresión de que la hacían más inteligente y "buena" de lo que es. A mí me gusta la Cersei desquiciada y más bien torpe del cuarto libro XD.

      A las demás no las conozco, aunque Nacidos de la bruma está pendiente :)

      Eliminar
  5. Tampoco ha sido taaan taan larga la entrada!! jajajaja
    Arriba Lizzy Bennet!! Una de mis "heroínas literarias" favoritas!!! y Scarlett es mucha Scarlett, con carácter y mucha fuerza, independientemente de cómo te pueda caer, nunca deja indiferente, (y podría competir perfectamente con Catherine de Cumbres Borrascosas) La verdad, me está costando recordar heroínas literarias y mira que hay, peeero así en el momento, me viene a la mente una que podría ser candidata a entrar en lista perfectamente, Lisbeth Salander (Trilogía Millennium)... De todas formas, tengo que darle una vuelta a esto de las heroínas, sí...
    En cuanto a Sansa, a ver, yo tengo sentimientos encontrados con este personaje, porque no acabo de pillarle el punto, en los libros me parece una pavisosa conformista, pero también es cierto que la educaron así y por su carácter, estaba claro que no iba a rebelarse en modo Arya ...Eso le ha limitado bastante. Ahora sí que sé ve una evolución y esa parte vengativa que le sale poco a poco me va gustando más y me hace empatizar con ella...Está claro que es el polo opuesto a su hermana, pero no por ello es un personaje menor, a su modo, tiene fuerza..espérate que no sea ella quien se quede en el Trono de Hierro (ya me espero cualquier cosa xD)
    Y para la firma muuuucha suertee!!! Disfruta la experiencia y luego nos cuentas a los que no estamos por allí!! :D
    Besotes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me encanta Cumbres, pero fíjate que a mí Catherine nunca me gustó mucho. Y a ella sí que la veo más villana que heroína, al contrario que a Scarlett.

      ¡No he leído Millennium! Soy lo peor, lo sé. En realidad solo me apetece leerlo por Lisbeth, que todo el mundo dice que es un personaje genial.

      Va a ser ella quien acabe en el trono, al menos es mi apuesta loca desde el segundo libro. Que luego será la pesada de Daenerys y tendremos que aguantarnos, pero bueno.

      Eliminar
  6. Buenas!

    Yo no tengo muchas heroínas favoritas desde el Pleistoceno, no sé por qué siempre me ha costado conectar con personajes femeninos en la literatura juvenil (bueno, sí lo sé pero no quiero soltar aquí el manifiesto feminista) y cuando empecé a leer a personajes más en mi órbita de pensamiento fue hace, más o menos, tres años. Tampoco tanto.

    Por ejemplo Anghara/Indigo de la serie Indigo de Louise Cooper es torpe nivel yo (se supone que es un retelling de la caja de Pandora, ¡no te cuento más!). Me encanta esta serie de libros porque tienen unos personajes..............ay omá, qué matices. Tienes que leer a Louise Cooper, es una autora MA-RA-VI-LLO-SA. Fantasía ochentera, pero no estilo Dragonlance, es mucho más adulta. La autora sabe de lo que escribe y sienta muy bien las bases de sus mundos neopaganos con ese trasfondo filosófico donde siempre, en todas sus novelas, hace que te preguntes si existe el bien o el mal, o si ambos son la misma cosa. Muy muy guay.

    En el plano más histórico tu has elegido a Lizzy, a la señorita Maria de Guerra y Paz y a Scarlett O' Hara. Bueno, yo soy más típica y elijo a Catherine Earnshaw y Emma Bovary. Sí, lo sé, qué esta pasando, dónde han quedado mis facultades mentales xDDDDDDDDD intactas seguro que no xD. Bueno, pues mi amor por la primera reside en un sentimiento de simpatía tan inexplicable como el sentimiento de amor que me une a la segunda. Aunque en realidad no es tan inexplicable porque, aunque soy una persona que le gusta ayudar a los demás y tal, soy bastante egoísta (y no me flajeo por ello, no), depravada y violenta, no es que vaya pegando a la gente, por ahí; en realidad soy bastante pacífica. A lo que me refiero es que tengo pensamientos MUY violentos casi la mitad del tiempo, y cuando alguien me cae mal pienso: "¡POR DIOS JURO QUE TE MATARÉ!" *imagíname como un basilisco diciendo esto*, o pienso en lo asquerosa que es mi vida casi todo el tiempo y en las ganas que tengo de tirarlo todo por el abismo y luego saltar y... bueno, soy una combinación de Catherine y Emma, y ya está. Por favor, que me he pintado como un monstruo xDDDDDDD. (Añade una pizquita de Mary Katherine Blackwood y ya estoy en EL punto).

    ¡Besitos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ah, y suerte con la presentación!

      Eliminar
    2. Ya dije por ahí arriba que a mí Catherine nunca me llamó mucho la atención y siempre me ha parecido más villana. Pero Mary Katherine sí que mola mucho, es cierto.

      ¡Me apunto la recomendación de Louise Cooper! Me suena el nombre, pero ahora mismo no consigo ubicarla. Googlearé :)

      Eliminar
  7. Es la primera vez que veo tu blog... y tienes un diseño tan bonito y sencillo y el nombre es bello y escribes tan bien... y no se porque pero esperaba ver a mi bebe Lisbeth Salander en este top..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jo, muchas gracias, José :)) Es que no he leído Millennium.

      Eliminar
  8. Hola :) Apoyo plenamente el tema Sansa. Que si, que en lo libros va poco a poco, pero pasa de ser una niña tontita a conocer el mundo real, a ser jugadora de ese peligroso juego, y al final del quinto empiezo a notarse ese cambio que promete ser brutal si sigue un curso como el de la serie, aunque obviamente será diferente en muchos aspectos. Aunque mi personaje favorito femenino de CDHYF es Cersei (si, es mala, pero tiene sus causas para ser mala), tanto Arya como Sansa me gustan mucho también (Bueno me gusta todo, para que mentir). Un abrazo^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Otro para el #TeamSansa, así me gusta :D ¿Has leído el capítulo de adelanto de Vientos? A mí me ha parecido brutal, y si Martin sigue por ahí puede salir un arco argumental MUY entretenido. De hecho ya digo que para mí Sansa es la que tiene mejores tramas desde el tercer libro que las de Arya empezaron a decaer un poco para mi gusto.

      Ya dije por arriba que Cersei me encanta (como villana), pero a veces la veo un poco bufón (sobre todo en el cuarto) como para admirarla como villana, nivel su padre o Meñique. Creo que necesita ponerse más "seria" para ser una verdadera amenaza. Pero como loca del coño mola mucho XD

      Eliminar
  9. Sólo conozco a Lizzie y a Sansa y apoyo la elección de las dos. Son absolutamente geniales, aunque admito que Sansa me desesperaba al principio de Juego de Tronos :C pero no era que odiara al personaje, sólo me desesperaba un poco xDD En la serie me empezó a gustar y luego mi amor pasó a los libros y listo. Genial.
    Tengo pendiente Guerra y Paz y Lo que el viento se llevó :D

    Nea.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí también me desesperaba cuando estaba enchochada con Joffrey, pero de ahí al "¡Ned Stark murió por su culpa!" de los haters... Y Lizzy es Lizzy, nada más que decir.

      G&P y Lo que el viento se llevó son dos librazos (de págs. y de calidad). A mí el segundo me gustó mucho más, porque no había visto la peli y Scarlett es mi tipo de personaje predilecto, pero que G&P también es genial :)

      Eliminar